El Diablo

Simboliza, ante todo, la oferta, la tentación, el mensaje sutil del mal envuelto en los placeres mundanos, en las satisfacciones del ego y de la carne. Simboliza, asimismo, el ofrecimiento pecaminoso y libertino de cuanto prohíben los usos y costumbres, la moral, la ortodoxia humana y social, y es, al mismo tiempo, la negación de los valores humanos en su más pura esencia.

El DiabloCuando este arcano aparece cabeza arriba advierte, por encima de todo, situaciones peligrosas, perversas, sensuales, que pueden ocasionar graves alteraciones en nuestro devenir habitual, sea a través del sexo, de la bebida, del juego, de las drogadicciones y de cualquier otra actividad que bordee las normas establecidas o transgreda las fronteras de la ley.

El DiabloEl Diablo, no puede ser de otra manera, señala siempre circunstancias anómalas, inmorales, mal ambiente, enemigos ocultos que conspiran contra nosotros, falta de principios, tentaciones, atracción por los manjares lúbricos en detrimento de la moral, malversación de fondos, estafas, trampas, pasiones incontroladas, materialismo excesivo, codicias, intrigas, libertinaje, y así, hasta completar el largo etcétera del mal.

Cuando este arcano aparece cabeza abajo, de alguna manera, quedan frenados en parte todos los valores nocivos enumerados anteriormente. Suele hacer referencia a tentaciones que se superan, caída en dependencias perniciosas de las que uno acabará emergiendo, pasiones que podrán ser controladas, inversiones monetarias que no reportarán beneficios, proposiciones de sodomía que finalmente serán rechazadas, liberación de las fuerzas negativas interiores y atracción hacia lo superior o espiritual, falta de orden en la economía familiar y/o personal.

Desde la vertiente sexual, en algunos casos, refleja perversiones y desviaciones, incluidas las prácticas homosexuales o lésbicas. Amistades peligrosas. Riesgo de sufrir abusos deshonestos o, cuanto menos, proposiciones aberrantes, e incluso violación. También advierte riesgos conyugales, separaciones o divorcios. Califique la actuación del hombre o de la mujer, El Diablo es un arcano que está señalando por norma la falta de fidelidad y la atracción por el sexo y sus perversiones.

Enviado por el 19 agosto, 2014. Temática El Diablo. Si así lo desea puede comentar o seguir cualquier opinión respecto al artículo a través de RSS 2.0. O dejar un trackback.
No sólo Tarot

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


8 − dos =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Diccionario (e interpretación) de los sueños