El Mago

Simboliza la habilidad, porque es obvio que para hacer magia es imprescindible ser hábil. Desde una perspectiva generalizada representa la capacidad innata de saber desenvolverse con éxito en todos los terrenos de la vida y también el arte de convencer a los demás de sus razones, aunque estas no sean siempre las más apropiadas o acertadas. No se le puede negar que es un personaje cargado de tenacidad (no todo lo fía a su magia), voluntarioso, muy consciente de lo que quiere y de la forma como ha de conseguirlo. Sus triunfos sociales y comerciales, a poco que la suerte lo acompañe, están garantizados y son el justo premio a su esfuerzo y capacidad de sacrificio. Suele tener, asimismo, un desarrollado instinto de la mundología y es psicólogo por naturaleza. En cierto modo, también es un naipe que alude a los rituales mágicos de que uno debe servirse en la vida para conquistar los objetivos propuestos, pero sin olvidar la praxis terrenal que obliga a adquirir los conocimientos necesarios que se complementen con la magia.

El MagoCuando este arcano aparece cabeza arriba puede decirse que ha caído sobre la mesa un derroche de creatividad, destreza, laboriosidad y elocuencia. El Mago sabe desenvolverse en el laberinto de la vida sorteando los obstáculos con elegancia y es un excelente diplomático en todas y cada una de sus manifestaciones. Alude también esta carta a la astucia, el ingenio, la brillantez de ideas, la picardía, y otros factores que son muy necesarios para convencer a los demás de lo que uno está o no convencido.

El MagoEl Mago es un individuo que tiene gran confianza en sí mismo y está seguro de que su destreza es suficiente para desenvolverse sin riesgos en los difíciles planteamientos que surgirán ante él a lo largo de su existencia. Asimismo, goza de una natural habilidad -queda claro que la habilidad es su leit motiv y común denominador- para zafarse a las dificultades y esquivar aquellas maniobras de sus enemigos encaminadas a perjudicarle u obstruir su labor.

Cuando este arcano aparece cabeza abajo buena parte de los valores del personaje se van al garete, ya que entonces existen firmes indicios de carencia del sentido de la diplomacia, inseguridad, escasa convicción en los valores que le son representativos, convirtiéndole en un sujeto de dudosa moralidad dado a la charlatanería, los engaños, las estafas y toda una gama de picardías negativas que pueden perjudicarle a sí mismo y a todos aquellos que confíen en él.

Desde la vertiente sexual este naipe representa la capacidad de dominio sobre el sexo opuesto, la habilidad de conquistar o conseguir a la persona que se desea y el saber deslumbrarla con manifestaciones externas acompañadas de convincentes argumentos. El Mago, obviamente, le pone siempre unas gotas de magia a la sexualidad desterrando lo que de impreciso pueda haber en ella hasta convertirla en una maravillosa sensación de placer y vibrantes estímulos.

Enviado por el 25 noviembre, 2013. Temática El Mago. Si así lo desea puede comentar o seguir cualquier opinión respecto al artículo a través de RSS 2.0. O dejar un trackback.
No sólo Tarot

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


uno × 4 =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Diccionario (e interpretación) de los sueños